Horario Oficinas

9:00am – 15:00pm (Lu-Vi) 

Tel: 666 331 942

Email: info@alandalustraducciones.es

Régimen General VS Régimen Comunitario

El derecho de extranjería en España es una materia compleja que regula la entrada, estancia y salida de extranjeros en nuestro país. Existen dos regímenes que se aplican en extranjería: el régimen comunitario y el régimen general. En este artículo, explicaremos a quién se aplica cada uno, las principales diferencias entre ambos y algunos ejemplos.

Régimen Comunitario

El régimen comunitario es un conjunto de normas que regulan la libre circulación de personas dentro de la Unión Europea. Se aplica a los ciudadanos de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo y de Suiza, así como a sus familiares que no tengan la nacionalidad de uno de estos países.

¿A quién se aplica?

El régimen comunitario se aplica a los ciudadanos de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo y de Suiza, así como a sus familiares que no tengan la nacionalidad de uno de estos países. Se consideran familiares a los cónyuges o parejas de hecho, los hijos menores de 21 años o mayores de 21 si están a cargo del ciudadano comunitario, y los ascendientes directos que estén a cargo del ciudadano comunitario.

Principales diferencias con el régimen general

Una de las principales diferencias entre el régimen comunitario y el régimen general es que en el régimen comunitario no se requiere una autorización de trabajo para ejercer una actividad laboral en España. Los ciudadanos comunitarios y sus familiares pueden trabajar por cuenta ajena o por cuenta propia en igualdad de condiciones que los españoles.

Otra diferencia importante es que los ciudadanos comunitarios y sus familiares tienen derecho a residir en España sin necesidad de obtener una autorización de residencia. Sin embargo, deben inscribirse en el Registro Central de Extranjeros en un plazo máximo de tres meses desde su entrada en España.

Ejemplos

Un ciudadano alemán que quiera venir a España a trabajar no necesita una autorización de trabajo, puede ejercer su actividad laboral libremente. Además, puede residir en España sin necesidad de obtener una autorización de residencia, pero debe inscribirse en el Registro Central de Extranjeros.

Un ciudadano español que se case con un ciudadano francés tiene derecho a residir en Francia con su cónyuge sin necesidad de obtener una autorización de residencia.

Régimen General

El régimen general se aplica a los ciudadanos extranjeros que no tienen la nacionalidad de un país de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo o de Suiza, así como a sus familiares que no tengan la nacionalidad de uno de estos países.

¿A quién se aplica?

El régimen general se aplica a los ciudadanos extranjeros que no tienen la nacionalidad de un país de la Unión Europea, del Espacio Económico Europeo o de Suiza, así como a sus familiares que no tengan la nacionalidad de uno de estos países.

Principales diferencias con el régimen comunitario

Una de las principales diferencias entre el régimen general y el régimen comunitario es que los ciudadanos extranjeros que quieran trabajar en España necesitan una autorización de trabajo previa. Esta autorización se solicita ante la Oficina de Extranjería.

También se establecen requisitos para la obtención de autorizaciones de residencia y trabajo, que varían en función de la situación personal y laboral de cada extranjero.

En el régimen general, existen diferentes tipos de autorizaciones de residencia y trabajo, como por ejemplo:

  • Autorización de residencia y trabajo por cuenta ajena: destinada a los extranjeros que van a trabajar por cuenta ajena en España, ya sea por cuenta de una empresa o como trabajadores autónomos.
  • Autorización de residencia no lucrativa: destinada a aquellos extranjeros que quieren residir en España sin realizar actividad laboral, y que cuentan con recursos económicos suficientes para su sostenimiento.
  • Autorización de residencia por reagrupación familiar: destinada a los familiares de ciudadanos españoles o de otros países de la Unión Europea que residen en España.
  • Autorización de residencia por razones humanitarias: destinada a los extranjeros que se encuentran en situación de especial vulnerabilidad y que necesitan protección por parte del Estado español.

«Es importante destacar que la obtención de cualquiera de estas autorizaciones está sujeta a una serie de requisitos específicos, como pueden ser el tiempo de estancia en el territorio español, la documentación requerida o la demostración de medios económicos suficientes.«

Ejemplo:

Un ejemplo de la aplicación del régimen general podría ser el caso de un ciudadano extranjero que desea trabajar en España por cuenta ajena. En este caso, deberá solicitar una autorización de residencia y trabajo por cuenta ajena, y cumplir con los requisitos establecidos por la ley para la obtención de esta autorización. Esto incluiría, por ejemplo, contar con un contrato de trabajo en vigor y disponer de medios económicos suficientes para su sostenimiento.

Como ves existen importantes diferencias entre los dos y además, recordar que par cualquier trámite de Extranjería os van a pedir que los documentos originales estén traducidos y/o apostillados al castellano por un traductor jurado reconocido por el MAEC.

Política de Cookies
Usamos cookies para mejorar tu experiencia.

Logo Alandalustraducciones.es

Seguros

Medicos

Para Extranjeros

Contacta
No, Gracias